Historia de éxito de Edwin Barnes y Tomás Edison

Hola amigos, aquí les presento una historia de cómo un hombre llamado Edwin C. Barnes cambió su vida dado a su esfuerzo y deseo de lograr una meta.

Este caballero llamado Edwin C barnes tenia un deseo ferviente y era el de hacerce socio de negocios del mejor inventor que ha existido en la historia, Thomas Edison. Edison inventó el fonógrafo, la cámara de cine, la bombilla incandescente entre muchos otros inventos. Pero Barnes tenía dos problemas, él no conocía a Thomas Edison y no tenía el dinero para pagar el tren que lo llevara a Orange, New Jersey donde Edison tenía su oficina.

Estas dificultades hubieran sido suficientes para que él desistiera de su meta, pero su deseo no era común y él estaba determinado. Tomó la desición de irse a New Jersey en un tren de carga. Finalmente llegó a pararse en frente de  Edison y éste lo percivió como una persona común y corriente pero notó en su cara que tenía una expresión de que estaba determinado a encontrar lo que el buscaba. El mismo Edison relata: “le dí la oportunidad porque vi que el había puesto en su mente que él iba a triunfar definitivamente”.

De primera instancia no logró hacerse su socio, pero logró empezar a hacer trabajos sencillos para Edison. Ésto le permitía por lo menos demostrar de alguna manera su compromiso y mostrar sus talentos. Pasaron meses y aparentemente nada pasaba, pero en la mente de Barnes se intensificaba el deseo de convertirse en su socio de negocios.

Finalmente, la oportunidad vino en una forma que él no se la esperaba. Thomas Edison creó un dispositivo para oficinas llamado el Ediphone o Máquina Dictadora pero los vendedores de Edison no estaban muy entusiastas con el invento y no creyeron poder venderla. Barnes vió la oportunidad y le sugerió a Edison que el podía vender el artefacto.

Barnes vendió las máquinas, de hecho, las vendió con tanto éxito que Edison le dió un contrato para promover el artefacto por toda la nación Americana. De ahí nació el slogan ” Hecho por Edison e instalado por Barnes”.

Ponte a pensar, Barnes no tenía nada con qué empezar, excepto la capacidad de saber lo que él quería y la determinación de mantener ese deseo hasta realizarlo. No tenía dinero, tenía poca educación y no tenía influencias, pero tenía iniciativa, fé y el deseo de ganar.

Con fuerzas intangibles, él se hizo el socio primordial, el número uno en formar la alianza con el mayor inventor que haya existido en la historia.

Espero que hayas disfrutado ésta historia y que te sirva de inspiración para ser más decisivo y más valiente al momento de ir por tu meta y tus sueños. Hasta pronto.

 

Si te gusto ésta publicación puedes compartirla y también puedes dejar tus comentarios abajo.

 

Conéctate en facebook:

facebook.com/omar.a.vega

facebook.com/formulasparaelexito

Para mi oportunidad de negocio visita:

001002573391.fbo.foreverliving.com

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This